28 febrero 2010

Anda que no somos hipócritas ni nada..
aquí donde casi nadie se conoce, donde como bien dicen otros el anonimato es refugio,
se ven transparencias y muchas caretas.. muchas.

No me gustan las dobles caras,
no me gusta ver a las apariencias manejando modos y formas,
no me gusta y hasta me encoge el alma ver como las personas lucen su disfraz hasta sentirse seguras,
algo mejor es la honestidad y las verdades altas y claras.
El miedo, el dolor o la verguenza no son solo emociones malas,
son actitudes que si aceptas.. aflojan.
Otro tema es lo duro que es darse siempre de cara con esta sociedad
tan hipócrita y aparentemente correcta.
Escribo sobre lo que siento,
cada día las letras acompañan en un transito impresionante de vidas que van y vienen..
y me repito.. ultimamente mucho.. me siento desgajada.
No voy a entrar en ninguna jaula, ya tengo bastante con ir limando, barrote a barrote,
las paredes de la mía.
Hace mucho que entre en la hoguera, y el fuego ha consumido ya muchas caras,las que quedan..
ya todas se parecen y viven unas de otras de sus semejanzas.
Medito para darme cuenta de mi misma,
de los enlaces que genera mi pensamiento y de los patrones que lo sustentan
y escribo para explorarme desde fuera.
Se que mi actitud es humilde y sincera, y así me encuentro..
como un árbol plantado en medio de una acera..
testigo del trajín de la vida a quien solo acompaña algún que otro pájaro.
Soñando siempre con romper la superficie dura de asfalto para que las raíces y la tierra respiren.

4 comentarios:

  1. A mi no me parece que te repitas...
    ni que seas un árbol en la acera.
    Yo veo sentires que se pulen.
    Ideas que se visten de gala.
    Pensamientos que maduran.
    Razonamientos que se atesoran.
    Y vida...
    Mucha vida.
    No te calles nunca.
    Besiños.

    ResponderEliminar
  2. Los refugios son construidos por el incesante daño que demasiadas veces hace cautivo a quien necesita del vuelo sin motor, cuando por tramitar con fidelidad y transparencia sus vicisitudes, es correspondido con esa doble partitura que no deja oír bien la melodía real, el miedo entonces se hace drama, algún que otro grito le hace mortal, sin entender que volverá a caer, aun así como bien dices, seguirá escarbando desde dentro para que las raíces y la tierra respiren. Sigue escarbando, aun repitiéndote, que no suscribo, sigue hablando que te escuchamos...

    Abrazzzusss

    ResponderEliminar
  3. Nos tocará arar en el asfalto para liberar raíces.
    Disfruto leerte. Comunicas lo que el ser humano, sin saber cómo, quisiera expresar.
    Gracias por visitar mis blogs. Nunca molestan las preguntas.
    Abba es el nombre con que Jesús llamaba a Dios, significa Papá. Con la Experiencia ABBA, tratamos de desmitificar imágenes "caricaturizadas" de Dios, y sanar nuestras siempre limitadas ideas sobre Dios.
    Abrazo desde Nueva York!

    ResponderEliminar
  4. Directa y sincera, eso siempre, pero sobretodo directa como pocas veces. Me gusta, así me siento yo... es tan compleja la probabilidad de romper el asfalto...

    ResponderEliminar